Cómo crear mazo en Clash Royale
5 (100%) 2 votes

Si juegas Clash Royale, sabrás que uno de los principales problemas que se puede presentar al momento de jugar es crear un mazo propio. Mirar nuevos mazos puede ser un poco complicado y además puede que no sepas cuáles son las cartas que más te convengan y las que debes elegir.

Por eso te hemos traído una sencilla explicación de cómo crear tu mazo en Clash Royale en pocos pasos y mucho más rápido de lo que crees, ¡toma nota!

Crea el mejor mazo en 6 pasos

  1. Primero deberás tener claro qué tipo de mazo quieres, si es que deseas un mazo en el que sueltes cartas constantemente o uno en donde puedas controlar la partida en defensa o uno que sea un ciclo rápido.
  2. Las cartas que debes incluir pueden ser un poco complicadas, pues cuentas con tan sólo 8 espacios y debes tener claro cuáles serán las cartas que serán las estrellas del mazo.
  3. Deberás tener una carta que sea capaz de hacer gran daño a las torres enemigas, este puede ser el gigante, el montapuerco o el mortero. La segunda carta deberás escogerla porque puede llevarte a la victoria y que tenga gran resistencia como el Sabueso de Lava o el Globo.
  4. Luego tienes las cartas de soporte, estas deberán defenderte de las ondas como el Mago o la Mosquetera, estas son cartas que son capaces de destruir hordas y torres sin problemas.
  5. La carta defensiva deberá ser como la Princesa o las Arqueras, estas funcionan muy bien y no cuestan mucho elixir. Los duendes o los esqueletos funcionan de igual manera.
  6. Por último, deberás tener una carta muy barata que sirva para frenar los ataques y que sea muy rápida. Y un hechizo uno de los favoritos es la bola de fuego, esta es una carta perfecta para detener a las masas.

Finalmente, para formar un buen mazo en Clash Royale te damos un tip extra, debes de conocer el método Slot el cual es un método que se basa en ocupar cada espacio del mazo carta a carta, comprobando qué función tiene cada una de ellas y cómo puedes darle un mejor rendimiento. Lo más importante es que tengas claro cómo funcionan y cuándo debes usarlas.